Fecundación In Vitro tras Selección Espermática por IMSI

Fecundación In Vitro tras Selección Espermática por IMSI

¿En qué consiste la Fecundación In Vitro tras Selección Espermática por IMSI?

Cuando se realiza una Fecundación In Vitro mediante ICSI, la selección de los espermatozoides a introducir en el óvulo se realiza mediante una ampliación de unos 400 aumentos, lo que suele garantizar que se escoge un espermatozoide de buena calidad. En algunos casos, la fertilidad masculina está tan limitada que la mayoría de sus espermatozoides tienen una morfología inadecuada, lo que se denomina como teratozoospermia severa.

 

Sin embargo, las técnicas de reproducción asistida han ido mejorado en los últimos tiempos de forma abismal. Gracias a ello, se ha desarrollado la Inyección Intracitoplasmática de Espermatozoides Morfológicamente Seleccionados, donde se elige sólo los mejores espermatozoides.

 

Con esta técnica, se pueden observar los espermatozoides con hasta 8.000 aumentos. Esto se puede hacer gracias a un microscopio con una gran calidad de imagen y un software que permite mover el microscopio desde el ordenador. Con este equipo, se permite seleccionar los mejores espermatozoides y descartar aquellos que no presentan anomalías, facilitando enormemente las probabilidades para la fecundación posterior.

Fases de la Fecundación In Vitro tras Selección Espermática por IMSI

Las fases de la fecundación In Vitro tras Selección Espermática por IMSI se pueden resumir en las siguientes:

 

1º. Estimulación y punción ovárica

En primer lugar, se produce la estimulación mediante la inducción de una ovulación múltiple en la mujer. Puede que sea precisa la administración de hormonas FSH y luego de las hormonas LH. A continuación, se produce la punción con una pequeña intervención, donde se extraen los ovocitos que han madurado dentro de los folículos.

 

2º. Fertilización In Vitro, fecundación y cultivo embrionario

Una vez obtenidos los ovocitos, se lleva a cabo la fecundación. En el primer paso, se selecciona un único espermatozoide para cada ovocito que no presente ninguna anomalía en su morfología. Esta selección se realiza mediante una técnica de última tecnología que permite una mejor selección, gracias al método IMSI. Cada uno de los espermatozoides se inyecta directamente en el citoplasma de los ovocitos mediante el ICSI. Los embriones derivados de los óvulos fecundados son posteriormente transferidos al útero de la receptora de 2 a 5 días post-fecundación.

 

3º. Transferencia de embriones

Tras el proceso de incubación, se introduce uno o dos preembriones seleccionados en el laboratorio dentro del útero mediante un procedimiento rápido en el que se introduce una fina cánula por el canal del cérvix uterino. En el caso de que hayan resultado sobrantes más embriones de calidad, se pueden preservar en nitrógeno líquido en caso de ser necesarios para otros ciclos y así evitar las fases previas de la fertilización, haya habido embarazo o no.

Solicite Información sin compromiso



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies